Las playas de Fuerteventura son quizás las mejores playas de las Islas Canarias y, sin duda, también entre las mejores de Europa.

De norte a sur, la isla de Fuerteventura ofrece infinitas posibilidades que no tienen nada que envidiar a las imágenes paradisíacas del Caribe. A diferencia de las islas más occidentales, aquí la arena negra volcánica da paso a una fina arena amarilla que evoca el cercano desierto del Sahara.

Uno de los grandes atractivos de Fuerteventura son sus 150 kilómetros de playas. Cada una tiene un encanto especial. Diferentes tipos de arena, diferentes colores, playas urbanas, salvajes, minúsculas, kilométricas. En definitiva, en este paraíso, podéis encontrar de todo y para todos los gustos.

Para conocer la isla es necesario tener vuestro propio coche ya que os permitirá perderos por los muchos lugares vírgenes que ofrece y conocer sus diferentes puntos de interés. Por esta razón os aconsejamos primero buscar un buen sitio de alquiler de coches. Existen diferentes empresas de alquiler de coche en Fuerteventura, que ofrecen servicios de primera calidad para desplazarse con facilidad en la isla.. Os recomendamos la empresa Pepecar, que tiene muchas ofertas entre las cuales podéis elegir el vehículo acorde con vuestra necesidad.

Las carreteras de Fuerteventura se encuentran en perfecto estado y, salvo en los puntos más turísticos, hay muy poco tráfico. Es cierto es que se trata de una isla muy grande y que las distancias de punta a punta son considerables.

A continuación os ofrecemos un recorrido por algunas de las mejores playas de Fuerteventura y que no podéis perder si tenéis pensado visitar la isla.

Grandes playas de Corralejo

La zona turística de Corralejo se encuentra al norte de la isla y conforma una gran cantidad de playas y calas de Fuerteventura donde descansar y relajarse durante las vacaciones.

En las Grandes Playas de Corralejo, reconocidas como parque natural, se pueden encontrar kilómetros de playas salvajes, arena blanca, aguas turquesas, grandes dunas. Aquí se practican muchos deportes acuáticos: surf, windsurf, kite, paddle.

La Concha

Es una pequeña playa que se caracteriza por su tranquilidad y por su arena amarilla. Es totalmente protegida de las olas y por ser de las más visitadas de Fuerteventura. Está situada en el denominado Islote de Lobos al que se puede llegar desde el puerto de Corralejo.

Sotavento

La playa de Sotavento, ideal para deportes acuáticos, se encuentra al sur de la isla y es la típica playa de postal con fina arena dorada y aguas cristalinas, mansas y de tonos verdes. De hecho casi siempre sale fotografiada en los folletos turísticos. Lo más típico de esta playa es la barra de arena que se encuentra entre 100 y 300 metros de la orilla: mide más de tres kilómetros y crea una laguna natural de poca profundidad. Por esta razón es considerado como el sitio perfecto para iniciarse en deportes náuticos (windsurfing y kiteboarding).

Cofete

La playa de Cofete, de 12 kilómetros, está situada en la península de Jandía y es una de las más bonitas de Fuerteventura. Está rodeada de montañas que contrastan con sus aguas cristalinas y fina arena. Tiene un acceso un poco complicado pero merece la pena perderse en esta playa tan solitaria y disfrutar de la hermosa experiencia de la suelta de tortugas marinas.

Gran Tarajal

Es una playa diferente al resto de playas que se pueden encontrar en Fuerteventura. Situada en la localidad de Tuineje, el Gran Tarajal, se aleja de las arenas doradas para convertirse en la típica arena negra volcánica de otras islas de las Islas Canarias. La Playa de Gran Tarajal posee la distinción de bandera azul.

Cabe destacar que además de sus playas, Fuerteventura cuenta también con paisajes y pueblos encantadores y otros lugares insólitos que merece la pena visitar. Viajar a este paraíso proporciona una de las experiencias más inolvidables por todas las maravillas que ofrece.